L A C U A R E S M A, un camino de preparación para la Pascua.




1.- EL MIÉRCOLES DE CENIZA comienza la Cuaresma.

En las Misas de este día, el Sacerdote bendice e impone la ceniza, que se ha obtenido tras quemar los ramos bendecidos el Domingo de Ramos del año anterior.

El Sacerdote coloca la ceniza, generalmente, sobre la frente de los fieles, al tiempo que dice una de estas dos fórmulas.


- Conviértete y cree en el Evangelio

- Recuerda que eres polvo y al polvo volverás


Con este rito se quiere expresar:

- la caducidad de la condición humana,

- una llamada a la penitencia,

- una llamada a la conversión.


*** Durante la Cuaresma, la Iglesia, siguiendo las enseñanzas de la Sagrada Escritura y de los Santos Padres, nos invita a volver nuestro corazón a Dios, luchando contra el maligno. Para este combate nos ofrece tres armas: la oración, el ayuno y la limosna.


a) La oración en sinceridad es “mirar a Dios y dejarnos mirar por Él”.

b) Por el ayuno “salgo de mi egoísmo y camino en libertad”.

c) Por la limosna “abro mi corazón a mis hermanos y comparto con ellos mis bienes”.


*** La Cuaresma es, pues, una invitación a vivir en la verdad, dejándonos transformar por el Señor, para vivir en la libertad de los hijos de Dios.


La Cuaresma se caracteriza por la sobriedad y el recogimiento. Los ornamentos sagrados son morados, como signo de penitencia. Sin embargo, el 4ºDomingo de Cuaresma, llamado de “Laetare” (= “ALÉGRATE), la liturgia nos invita a la alegría por la proximidad de la Pascua. Como signo de ello usamos los ornamentos de color rosa.


En las celebraciones litúrgicas se suprime el aleluya y en la Misa se suprime también el gloria.


*** Nuestra madre, la Iglesia, tiene establecidos como días de AYUNO Y ABSTINENCIA DE CARNE: el miércoles de ceniza y el viernes Santo.


Y como días de sólo abstinencia, todos los viernes de Cuaresma.


- La ley del ayuno obliga a todos los mayores de edad, hasta los 59 años cumplidos.

- La ley de la abstinencia de carnes obliga desde los 14 años cumplidos.



* * *


2.- Rito de la “TRADITIO symboli (=ENTREGA DEL CREDO APOSTÓLICO)”.


El pasado miércoles, día 15 de febrero, tuvo lugar en nuestra Iglesia, a las 21:00 horas, el rito de la Traditio symboli o Credo Apostólico. Presidió el rito el P. Párroco José Benavente, rito en el que LA COMUNIDAD MADRE (la 1ª Comunidad Neocatecumenal de nuestra Parroquia) cantó con toda solemnidad y entregó el CREDO de nuestra fe a los 32 hermanos de la 3ª Comunidad del Camino Neocatecumenal.-

Y el P. Párroco los envió a llevar con alegría, a todos los hogares de nuestra feligresía, la buena noticia de Jesucristo resucitado y cómo han experimentado en sus vidas que Jesucristo los ha curado de sus cegueras…

* * *

3.- ACTOS QUE TENDRÁN LUGAR EN NUESTRA IGLESIA


*** Día 1 de marzo, Miércoles de Ceniza: Imposición de la ceniza a los fieles en todas las Misas.


*** Rezo de laudes, en LA CRIPTA, a las 6:30 horas, a.m., de lunes a viernes.


*** Ejercicio del Vía Crucis,en la Iglesia, a las 20:30 horas, todos los viernes de Cuaresma.


*** Celebración del Sacramento de la Penitencia COMUNITARIA, EL MARTES SANTO a las 20:00 horas .

*** ADORACIÓN CONTINUA del SANTÍSIMO SACRAMENTO TODOS LOS DÍAS de lunes a viernes, de 8 a.m. a 20h, en la cripta .


*** Santo Rosario: todos los días, excepto domingos, a las 19:30.


*** Celebración del Sacramento de la Unción de los enfermos: miércoles santo, a las 12:00


*** Charlas cuaresmales: del 27 al 31 de Marzo, 7 tarde, por el P. ALBERTO YUBERO. Tema: “Anunciar a Dios como Buena Noticia: El Testamento de Jesús”.


*** VIGILIA PASCUAL: EL Sábado Santo, a las 23h.

***

4.-AMBIENTACIÓN HISTÓRICA DE LA CUARESMA


El nombre de Cuaresma hace referencia a los 40 días de preparación para la celebración de la Pascua.

En los primeros siglos de la Iglesia comenzó a organizarse LA PASCUA y su prolongación, durante siete semanas.


En sus orígenes, la Cuaresma fue un tiempo de preparación, llamado catecumenado, para quienes iban a recibir el Sacramento del Bautismo en la Solemne Vigilia Pascual.


En esta preparación catecumenal que, a veces duraba varios años, había un proceso de instrucción sobre la Palabra de Dios, oración comunitaria, celebración de la Palabra, días de ayuno y limosna, entrega del Símbolo de la fe y del Padrenuestro, exorcismos y escrutinios.


Al desaparecer el Catecumenado, como preparación para recibir el Bautismo, la Cuaresma adquirió un nuevo significado: el de preparación de aquellos que iban a ser reconciliados por medio de la Penitencia.

Alrededor del S.III, aparecen en las comunidades cristianas algunos miembros que habían sido motivo de escándalo por haber cometido algún pecado de muerte, como eran considerados, el adulterio público, la apostasía, y el homicidio. En estos casos, tales individuos eran apartados automáticamente de la comunidad. La razón de esta excomunión fulminante era porque la Comunidad cristiana era considerada como un Cuerpo que visibilizaba, ante el mundo, la salvación de Jesucristo resucitado. Ahora bien, si un pecador público permanece dentro de la Comunidad cristiana, ésta deja de ser signo de salvación para cuantos la contemplan. Por este motivo se producía la excomunión inmediata del pecador.


Si más adelante, estos pecadores públicos que habían sido apartados de la Comunidad cristiana, volvían arrepentidos y pedían ser admitidos de nuevo en la Iglesia, tenían que seguir un largo proceso penitencial. Una vez que eran recibidos por el Obispo, éste los llamaba a conversión delante de toda la comunidad cristiana. Les imponía las vestiduras penitenciales (saco) y derramaba ceniza sobre sus cabezas. Los hacía salir de la asamblea, como signo de excomunión y tras algunos años de pública penitencia, en los que habían dado pruebas de conversión, eran readmitidos en la comunidad cristiana.


La conversión no era algo que conseguía el penitente por sus fuerzas; era, sobre todo, un don de Dios a su Iglesia.


Durante este largo período penitencial, la Comunidad cristiana oraba, ayunaba y daba limosna, gestando así la conversión de los penitentes. La Iglesia los convocaba a ciertas reuniones litúrgicas, celebraban la Palabra, se les exhortaba a la constancia en la oración, pero todavía no eran admitidos a la celebración de la Eucaristía.


Una vez terminado el período penitencial, los penitentes eran recibidos el Jueves Santo, por el Obispo, en la Comunidad cristiana. El Obispo acogía a los penitentes con el abrazo de la paz, signo del perdón de Dios y reconciliación con la Iglesia. Los penitentes entraban en la Iglesia y participaban del Triduo Pascual.


La creación de la Institución Penitencial es la primera expresión del Sacramento de la Penitencia o segunda tabla de salvación, después del Bautismo.


A partir del siglo IV, comenzó a celebrarse la Cuaresma de un modo parecido al que tenemos ahora.


El nombre de Cuaresma hace referencia al número 40 y tiene un gran simbolismo bíblico. Aparece como un tiempo de preparación para celebrar un gran acontecimiento. Así, pues, en la Biblia se habla de los 40 días del diluvio universal, de los 40 días que permaneció Moisés en el Monte Sinaí antes de recibir las Tablas de la Ley, de los 40 años de Israel por el desierto hasta llegar a la tierra prometida, de los 40 días de huida del profeta Elías, de los 40 días que dio de plazo Jonás a Nínive para que se convirtiera, de los 40 días que permaneció Jesús en el desierto, de los 40 días que transcurrieron entre la Resurrección de Jesús y su Ascensión a los Cielos.



***


5.- LECTURAS DOMINICALES DEL TIEMPO DE CUARESMA.


Las lecturas dominicales están distribuidas según un triple Ciclo litúrgico: A, B, y C. Este año 2017 seguimos el formulario correspondiente al Ciclo A.


A.-Las primeras lecturas son del Antiguo Testamento y nos presentan seis grandes momentos de la historia de la salvación:


1º.-La creación del universo y el primer pecado de Adán y Eva (Génesis 2, 7-9; 3, 1-7).

2º.-La vocación de Abrahán, padre del pueblo de Dios (Génesis 12, 1-4ª).

3º.-La marcha de Israel por el desierto, con el episodio del agua de la roca (Éxodo 17,3-7).

4º.-La elección y unción de David como rey de Israel (1Samuel 16,1b.6-7.10-13ª).

5º.-La visión del profeta Ezequiel sobre los huesos secos (Ezequiel 37, 12-14).


*** El Salmo Responsorial es una respuesta sapiencial a lo que se ha proclamado en la lectura.


B.- Las segundas lecturas están tomadas de las cartas de San Pablo:


1º.-Universalidad del pecado y sobreabundancia de la gracia (Romanos 5,12-19).

2º.-Vocación de Abrahán y vocación cristiana (2Timoteo 1, 8b-10).

3º.-El Espíritu Santo se derrama en nuestros corazones (Romanos 5, 1-2.5-8).

4º.-Invitación a vivir como hijos de la luz (Efesios 5, 8-14).

5º.-El Espíritu que resucitó a Jesús habita en nosotros (Romanos 8, 8-11).


C,-Los Evangelios de este Ciclo A se caracterizan por sus temas bautismales.


1.-Tentaciones de Jesús en el desierto (Mateo 4, 1-11).

2.-Transfiguración de Jesús (Mateo 17, 1-9).

3.-Jesús y la samaritana (Juan 4, 5-42).

4.-Jesús abre los ojos al ciego de nacimiento (Juan 9, 1-41).

5.-Jesús resucita a Lázaro (Juan 11, 1-45).


El último Domingo, llamado de Ramos o de Pasión, se proclama siempre la Pasión del Señor. Este año será según el evangelio de San Mateo.


Los Evangelios de los Domingos 3º, 4º y 5º están tomados de San Juan y nos presentan temas bautismales, como son: el agua viva que Jesús ofrece a la samaritana, la luz y la curación del ciego de nacimiento, la vida que recobra Lázaro.


Las lecturas dominicales nos presentan el camino catecumenal del cristiano hacia la Pascua. JESÚS es el modelo viviente del camino pascual.


¡Feliz y Santa Cuaresma!


Destacados
Recientes
Archivo
Busqueda por tipo
Siguetos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Parroquia Santa María del Monte Carmelo.

C/ Ayala, 35-37  28001 Madrid
 Teléfono 914 351 660

smariamontecarmelo@archimadrid.es

  • Twtter-Icon.gif
  • Facebbok-Icon.gif
  • G+Icon copia.gif
  • Youtube.gif

© Copyright Parroquia Santa Maria del Monte Carmelo. all rights preserved.

¿Como llegar en transporte publico?